Últimas noticias

Embajada Latinoamericana en ICA

marzo 3, 2019
Embajada Latinoamericana en ICA
Mi terruño
0

Ica verano.

Ica de ensueño. DE piscina y familiar. Si te vas a Ica obligado tienes que hospedarte -con toda la familia- en la Embajada Latinoamericana en la avenida Finlandia Los Lunas, camino a la Tinguina, aunque todos los taxistas la conocen y desde el centro de Ica está a 15 minutos. ¡Rápido, llegas al lugar preciso.

Sí, la Embajada Latinoamericana -Ica, Perú- es un recreo, restaurante campestre y hospedaje, con una cancha deportiva, hospedaje ( dormitorios para novios o esposos, camas matrimoniales, cama para una persona, y todos son cómodos), además los fines de semana organizan shows en vivo, de nuestra rica música andina y latinoamericana. Por eso el nombre.

El hotel tiene dos pabellones, uno con 3 pisos y el otro con 4 pisos. El pabellón A está cerca a la cancha deportyiva y salón de espectáculos. Y el pabellón B cerca a las piscinas( para mayores y niños), así como las áreas verdes y la peña musical.

«Nos esforzamos para brindar una atención personalizada. La atención es integral, y atendemos las 24 horas. Vengan a la ciudad de Ica y aquí estamos nosotros para darles todas las comodidades del caso. No se arrepentirán», dijo Giseli Rojas, administradora del centro campestre familiar Embajada Latinoamericana.

TESTIMONIO

El que escribe ya sabe con experiencia que la Embajada Latinoamericana es fabuloso, acogedor y se vive una experiencia única con la familia. Un fin de semana nos fuimos con Moni, mis hijos Pepa y Salva, así como mis dos engreidas nietas( y Lino, paraje de mi hija) y la pasamos genial.

Dormimos en la Embajada Latinomericana ( dos noches) e increíble, al levantarte te provoca darte un chapuzón en la piscina. Y es super chévere. Bañarse al levantarse. Luego te vas al centro, en quince minutos, para visitar a la Mamá Julia en el mercaddo central para tomar un delicioso desayuno a base de chicharrón, camote y cafecito bien cargado.

Luego regresas a la Embajada Latinoamericana y sigue la diversión. Piscinazo y juegos con las pequeñas. Descansas. Y por la tarde juegas fulbito, respiras aire puro y de nuevo a la piscina. Me merecía un  descanso y qué mejor aqui en la Embajada Latinoamericana, en donde Milder Oré canta y hace zapatear a miles de fans en el amplio local de baile.

Ya lo saben, la Embajada Latinoamericana es el paraiso, y mucho mejor si vas con tu familia.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*